Back to top

Nota de aplicación

Orden que contiene cerca de 300 o más especies de animales, en 16 familias, que incluye humanos, simios, monos, lémures y otros parientes, que se caracterizan por tener cráneos relativamente redondeados, caras planas, narices y mandíbulas cortas, ojos dirigidos hacia adelante, dedos pulgares oponibles en manos y pies (excepto humanos), y la mayoría son descendientes de ágiles habitantes de árboles, lo que se demuestra en sus caras, dientes y extremidades. Varias especies, incluidas el Homo sapiens, ya no viven en los árboles, pero conservan estas características. Los cerebros de los primates tienen una fisura única, llamada cisura calcarina, que separa las dos áreas visuales, una a cada lado del cerebro. Solo los primates tienen uñas planas, en vez de garras o pezuñas como los demás mamíferos, y dígitos oponibles. La mayoría de las especies de primates modernos viven en los trópicos o subtrópicos, aunque algunos habitan también en regiones templadas. Los primeros primates datan del Eoceno temprano (54,8 millones a 49 millones de años atrás) o quizá del Paleoceno tardío (57,9 millones a 54,8 millones de años atrás).

Referencias bibliográficas

  1. Cadena Monroy, Luis Álvaro (Autor), "De los primeros homínidos al Homo sapiens", en "Revista Colombiana de Bioética", vol. VIII - 2, Universidad El Bosque, Colombia, Bogotá, 2013, p. 52
  2. De la Torre Sáinz, Ignacio (Autor), "La arqueología de los orígenes humanos en África", Ediciones Akal, España, Madrid, 2004, p. 78
  3. Moliner, María, "Diccionario de uso del Español", vol. 2, Gredos S.A., España, Madrid, 1990, p. II:842
  4. Rosas González, José Antonio (Autor), "Pautas y procesos de evolución en el linaje humano", en "Evolución, la base de la biología", Ediciones Proyecto Sur, España, 2002, p. 360
  5. Valdebenito, Carolina (Autor), "Definiendo al Homo sapiens-sapiens: Aproximación antropológica", en "Acta Bioethica", vol. XIII - 1, Universidad de Chile, Chile, Santiago de Chile, 2007, p. 72

Ubicación jerarquía